Aprovechando que el 20 de noviembre es el Día Internacional de los Derechos de la Infancia se me ocurre hablar de este tema ya que es un debate abierto en los centros educativos y por supuesto, en el seno de las familias.

Ni que decir tiene que el acceso de los niños y niñas a las nuevas tecnologías es una necesidad que forma parte de su proceso de aprendizaje y desarrollo. Es un hecho evidente que los niños y niñas de nuestros días manejan  de maravilla smartphones, tablets y otros dispositivos digitales. Es decir que habilidad, parece que ya tienen.

Sin embargo, me preocupa el desfase que existe en los centros educativos con las nuevas tecnologías. Por un lado por la falta de medios y recursos, pero por otro lado también por el concepto de escuela estática y tradicional que se sigue promoviendo.

El alumnado aprende de las nuevas tecnologías fuera del contexto educativo. Y ello lo que está produciendo es una clara escisión entre los conocimientos adquiridos fuera de la escuela, con recursos más atractivos y sugerentes, y los que se adquieren en las clases, con medios tradicionales y que despiertan mucho menos interés.

El uso de las nuevas tecnologías y de las redes sociales aplicado al aprendizaje genera un nuevo concepto de alumnado. Se trata de un alumnado más preocupado por el proceso que por el resultado; interesado en el autoaprendizaje; en la búsqueda y comparación de contenidos, y no sólo en memorizar y repetir la información que le viene dada.

Y por supuesto, también exige de un nuevo concepto de profesorado, que asume la función de orientador y guía, de coach, motivando, para cada alumno y alumna genere su propio aprendizaje.

Sin lugar a dudas, el nuevo contexto digital de las tecnologías y redes sociales plantea un importante reto al sistema educativo y es el de pasar de un modelo unidireccional de formación donde todo el protagonismo recae sobre los libros de texto y el profesorado, a un modelo abierto y colaborativo donde el aprendizaje es compartido por diversos alumnos, de distintos lugares y culturas.

 

Escribe un Comentario

¿Eres humano? *